Imprimir
ENVIAR |

Haíti: A EEUU le preocupa llegada de Aristide a Haití porque es un hombre ligado al pueblo

PI18/03/11 A las potencias que ejercen el control sobre Haití, como Francia y Estados Unidos les preocupa, el retorno del expresidente haitiano, Jean-Bertrand Aristide, porque puede implicar cambios profundos en la política, explicó Omar Galíndez, profesor e historiador del Instituto de Altos Estudios Diplomáticos Pedro Gual.

“Aristide representa la teoría de la liberación, cercana al pueblo, es un hombre humanista, ligado al pueblo, ese el temor de Obama, por eso se opuso a que regresará a su tierra luego de siete años de exilio. Por su llegada, puede significar el rompimiento de la influencia de EEUU y Francia en Haití”, explicó en entrevista que concedió al canal internacional Telesur.

Manifestó que tanto Francia como EEUU pretenden jugar a una estabilización que funcione bajo lo que ellos desean.

“El pueblo haitiano tiene sentido nacional y sentido de conciencia de lo que quieren y esas medidas de estabilización no los convencen, por eso al pueblo haitiano no le convencen ninguno de los candidatos que el próximo domingo acudirán a las urnas en segunda ronda de comicios en los cuales definirán el próximo gobierno”, expresó.

En los comicios presidenciales de segunda vuelta que se desarrollarán en Haití este domingo se enfrentarán los candidatos Mirlande Manigat y Michel Martelly.

Según lo denunció el depuesto Presidente desde su exilio en Sudáfrica, previo al golpe de Estado de 2004, fue amenazado de muerte por funcionarios franceses si no accedía a presentar la renuncia. Aristide acusó a los gobiernos de Estados Unidos y Francia de orquestar un plan para apoderarse de Haití.

En sus primeras palabras, tras siete años de exilio, el ex presidente haitiano, Jean-Bertrand Aristide, le pidió a su pueblo dejar a un lado la exclusión y enfatizó que la solución a la crisis que vive el país caribeño está en manos de los haitianos.

“Aquí hay exclusión, violencia, miseria, enfermedades, drogas. Haití está enfermo, pero hay esperanza. La enfermedad no quiere decir muerte, la medicina de Haití son los haitianos. La única salida de Haití está en manos de los propios haitianos”, expresó.
Agregó que “la educación vale más que miles de dólares americanos, por eso es importante para terminar con la violencia y llegue la paz”.

Fuente: AVN


Imprimir


VOLVER


           

 
 
 
 
t="15"> t="15"> t="15"> t="15"> t="15"> t="15">